Facebook impacta con comportamientos offline

Facebook acaba de anunciar en un post sobre noticias de la compañía (aquí) que ofrece nuevas formas de segmentación,  permitiendo a las marcas  impactar de acuerdo a los comportamientos offlines de los usuarios. De esta forma, se puede unir lo que ocurre dentro y fuera de la Red Social, gracias a la localización.

El vínculo se crea gracias a la localización, que solo será posible sí a nuestra aplicación de Facebook le damos permiso de localización – que utilizará para hacer un seguimiento de los lugares que has visitado fuera de línea.

Shopping.jpg

Las marcas podrán crear listas personalizadas de los usuarios de Facebook que haya rastreado, por ejemplo, sí éstos han estado en una tienda o en un restaurante, en los últimos 30 días.

Uno de los motivos por los que Facebook está interesado en los comportamientos que tienen lugar fuera de la red, es porque más del 90% de las compras todavía se hacen en tiendas físicas. Por ejemplo, vemos un anuncio sobre el nuevo iPhone 8 en Facebook, y a la semana siguiente vamos a la tienda a comprar el teléfono.

En este caso, Facebook ha perdido la traza real de las conversiones que no suceden online, pero ahora con esta función de seguimiento de la ubicación, Facebook puede cobrar al anunciante por esta conversión.

Para saber a qué usuarios debemos considerar, Facebook solo incluirá a las personas que tengan una “alta confianza” de que una persona visitó un lugar determinado, según Gabriel Francis (Product Marketing Lead for offline at Facebook).

Hay diversas formas de empezar a utilizar estas formas de segmentar a nuestra audiencia, ya sea a través de hojas de cálculo manuales o conectándose directamente a la API de conversiones offline de Facebook.
En definitiva, algunas cosas que hacemos en la vida real, ahora tendrán influencia en los anuncios que vemos en Facebook.

 

Google Analytics y Excel: el plugin para automatizar informes

Una vez más, Google Analytics nos permite enriquecer y simplificar nuestro trabajo a través del uso de Analytics Edge. Y os preguntaréis: ¿Qué es? ¿Cómo funciona?

Analytics Edge es un plugin para Excel que nos permite conectar Excel con las cuentas de Google Analytics que gestionemos, y con solo una consulta tener acceso a toda la información deseada.

¿Qué hay que hacer?

Lo primero es descargar el plugin aquí y vincular nuestra cuenta de GA con Excel de la siguiente forma:

foto 1

imagen 2.png

 

Es muy importante que el nombre que utilicemos para crear una cuenta, sea el mismo utilizado por los diferentes usuarios que deseen acceder a la información de dicho Excel.

Una vez vinculada la cuenta, programaremos el Excel para que, con el menor número de clicks posibles, obtengamos la información deseada.

El siguiente paso sería editar la query a través de la opción: “Edit Query”.

foto 3.png

Es aquí cuando aparecerán todas las funcionalidades disponibles que podemos utilizar para programar nuestro Excel.

Nos permite utilizar tanto segmentos, como filtros; detallar qué fechas queremos utilizar, el número de resultados que queremos ver, o incluso sí queremos que los datos se ordenen de forma ascendente o descendente.

foto 4

Iremos programando en Excel todos los datos que queramos tener, incluyendo todas las métricas y dimensiones deseadas. Y el resultado sería algo parecido a lo siguiente:

foto 5

Este ejemplo es muy básico. No obstante, con el plugin de Analytics para Excel tendremos acceso a toda la información que queramos: páginas vistas, tráfico, rebote por dispositivos… Es decir, toda la información que nos da Analytics se puede conectar con Excel. Solo hay que tener claro QUÉ queremos ver y cómo.

De esta forma, cuando queramos tener todos esos datos actualizados, tendremos que clicar en “Refresh all”, y automáticamente todos los datos se actualizarán hasta la fecha actual.

foto 6

En definitiva, se trata de un plugin muy sencillo de utilizar y además, nos ahorrará mucho tiempo a la hora de “picar datos”, para poder dedicar más tiempo al análisis y a la toma de decisiones.

La importancia del “data” en publicidad

Hace unos días tuve la oportunidad de asistir a un evento sobre Digital Track, organizado por ISDI y ADIGITAL, bajo la premisa “cómo conseguir tus objetivos a través de los datos”.

El profesional Jaime Alvear, CEO de Digitas España, fue el encargado de contarnos, a través de numerosos ejemplos, cómo los datos son el principal factor de éxito de muchas campañas publicitarias.

Data

Os comparto los ejemplos a continuación, ¡disfrutad!

  • Netflix, publicidad exterior con GIFs animados

Netflix, el popular canal de televisión americano, desembarcó en Francia con una campaña publicitaria basada en GIFs animados y desarrollada en Paris.

La sociedad francesa en ese momento no era demasiado receptiva a este tipo de servicios (Netflix no se conocía mucho), de ahí la necesidad de llevar a cabo una campaña efectiva, y visual a través de GIFs animados localizados en sitios estratégicos de la ciudad y en los momentos de mayor atención por parte de la audiencia.

Para la ejecución de la campaña tuvieron en cuenta datos sobre el clima, las noticias del momento, las horas del día e incluso la cantidad de gente que pasaba por cada valla publicitaria. Así, los GIFS irían cambiando en base a todos los elementos anteriores.

En definitiva, a medida que concurrían ciertos factores, los GIFs sobre las películas y las series disponibles en Netflix, iban variando.

Agencia: Ogilvy & Mather Paris y la agencia de medios MEC Screenbase.

Vídeo

  • Insituto Nacional de la Mujer (Inamu) y la Unión de Clubes de Fútbol de la Primera División (Unafut), unidos para reducir la violencia de género

Ahora nos vamos hasta Costa Rica, donde se desarrolló una enorme campaña para reducir la violencia contra las mujeres durante (y evidentemente, después) de los partidos de fútbol.

La campaña tuvo en cuenta la situación de la sociedad en ese momento. Observaron que durante el mundial de futbol en Brasil, las denuncias por violencia doméstica  se cuadruplicaron. O que los domingos eran los días que más agresiones contra las mujeres se daban, y querían disminuir ese número de alguna forma.

Por tanto, a partir de ese momento, junto al marcador del partido de futbol pusieron un marcador más. Esta vez un marcador que iba contabilizando las denuncias por violencia doméstica: consiguieron reducir un 40% las denuncias, y generaron además un incremento exponencial de la conversación en torno al freno a la violencia doméstica en RRSS.

Se trataba de dar visibilidad a algo que normalmente no se ve a través de un “Second Scoreboard”. Así llamaron al marcador que denunciaba la violencia de género.

Agencia: JWT Costa Rica

Vídeo

  • Spotify pone música a tu vida

En 2015 Spotify desarrolló una campaña en Canadá bajo el nombre “Music For Your World”. Spotify quería crear diferentes bandas sonoras para los canadienses, todas ellas realizadas en base a sus gustos. De este modo, para desarrollar la campaña utilizaron los datos sobre la música que se escucha en los diferentes barrios, sobre los momentos y lugares en varias ciudades de Canadá.

Gracias a estos datos, descubrieron las canciones más escuchadas en cada momento y lugar, y así crearon sus propias playlist para conseguir ser: la banda sonora de los canadienses.

Utilizaron las conversaciones en Redes Sociales. Es decir, monitorizaron que decía la gente para poder ofrecerles una playlist relacionada a sus necesidades. Por ejemplo, sí un usuario comentaba que estaba en un atasco en la carretera, poder mostrarle una playlist de acuerdo a esa situación.

En definitiva, querían exponer razones por las que los canadienses utilizasen su servicio, y para ello ofrecieron un servicio más personalizado con las playlist segmentadas por diferentes variables.

Agencia: Universal Mccann

  • CANON, “Photo Coach”

De nuevo se mezclan diferentes escenarios (on y off) para crear una campaña publicitaria y sacar lo mejor de los datos. CANON desarrolló en Nueva York una campaña para dar consejos sobre cómo sacar la mejor foto, en tiempo real.

Utilizando datos sobre el clima, los eventos de la ciudad, la hora, incluso el tráfico y las conversaciones del momento en RRSS, eligieron los lugares más visitados de Nueva York y mostraron en vallas publicitarias diferentes consejos para hacer fotos. Sin embargo la campaña no acababa aquí. Querían que la conversación estuviese en Redes Sociales, y utilizaron el hastag #RealTimeTips para hacer eco de las fotos, y además incorporaron en su página web una sección con 100 consejos. Una campaña para conseguir visibilidad centrada en el dispositivo móvil e Instagram.

Agencia: 360i

Vídeo

  • Pigeon Air Patrol: las palomas que denuncian la contaminación en Londres

El objetivo de la campaña era concienciar a la población londinense sobre el peligro del aumento de la contaminación en Londres y hacer a este público participe de ello.

Durante tres días lanzaron 10 palomas, llamadas Pigeon Air Patrol, con un GPS y un sensor para medir los niveles de contaminación. Los ciudadanos podían preguntar a través de un tuit a @PigeonAir, cúal era el nivel de contaminación en el código postal previamente introducido. El feebback era inmediato.

Generó tal conversación en Twitter que la campaña fue más allá. Consiguió reunir financiación para más sensores, esta vez para los ciudadanos y no para las palomas. Todo ello con el fin de disminuir la contaminación en esta gran ciudad.

Agencia: DigitasLBi

Vídeo

 

 

MRM TALK: ¿qué es un BOT y cómo se diseña?

Hoy hemos asistido a uno de los MRM Talk del mes de enero en MRM // McCann. Y os preguntaréis ¿qué es MRM Talk? Son ponencias sobre temas de interés para los trabajadores de la agencia. Gracias a estas charlas, podemos ampliar nuestros conocimientos sobre diferentes ámbitos y enriquecernos con ello.

En el MRM Talk del pasado jueves tuvimos el placer de conocer a Álvaro Gonzalo y a Camino Moraleda, profesionales de la empresa Commons (http://www.commons.fm/). Vinieron a contarnos qué es un bot y cuáles son sus fases de creación.

Commons, firma de inteligencia artificial, desarrolla chatbots con diferentes personalidades. Para su creación tienen en cuenta las siguientes fases: conceptualización, UX, programación, creación de la personalidad, testeo y finalmente el análisis, seguimiento y mejoras. Todo ello para dar un servicio de calidad al cliente y que el bot se adecúe lo máximo posible a sus exigencias. Trabajan con clientes como Mahou San Miguel, Vodafone, Mapfre, Correos e Iberdrola, entre muchos otros.

Los chicos de Commons comenzaron haciendo una pequeña introducción sobre la importancia de los bots, y sobre todo, acerca de su demanda, que es cada vez mayor.

¿Qué es un bot?

Son programas informáticos, de automatización de procesos, capaces de imitar comportamientos humanos. A través de ellos podemos automatizar acciones, como por ejemplo: hacer un pedido online.

El bot en sí mismo es un programa de conversación online dotado de un código lingüístico amplio, capaz de dar respuesta a las preguntas de los usuarios cuando interactúan con el ChatBox de la marca. Lo más importante es dotar al bot de una estructura conversacional clara, jerarquizada y estable capaz de cubrir las posibles necesidades de información del usuario.

Además de los ChatBots de las webs de marca, muchos canales sociales como Facebook tienen integrada ya este funcionalidad a través de su Messenger App.

¿Cómo se crea un bot?

Desde Commons nos han contado cuáles son las fases de creación de un ChatBot:

1. Conceptualizar: diseñar el briefing del ChatBox con el cliente dejando muy claro cuál es el objetivo que se quiere conseguir con el bot.

2. Diseñar el UX: plantear TODOS los escenarios conversacionales posibles, ver los perfiles de los usuarios y el contenido a incluir en la estructura conversacional del bot, ya que hay infinitas posibilidades. Se necesita recabar y estructurar toda la información a la que dará respuesta el bot para definir los flujos funcionales.

3. Programar el bot.

4. Crear una personalidad: un bot es simplemente un modelo, por tanto para que se diferencie del resto le daremos una personalidad u otra, de acuerdo a las exigencias definidas con anterioridad. Será muy importante la semántica. El principal objetivo es crear respuestas diferentes para que las conversaciones sean lo más personalizadas posibles. Por ejemplo: si se ha formulado una pregunta que el bot no es capaz de entender, habrá que dotarle de respuestas múltiples del tipo: “lo siento, no te he entendido”; “¿cómo dices?” “me resulta difícil entender esta pregunta”…

5. Llevar a cabo una prueba o testeo: aquí comprobaremos si el bot funcionará bien o no. Se encontrarán errores, se verá si es eficiente o no, cuál es su usabilidad, qué capacidad  de respuesta tiene y si cumple con las expectativas del cliente.

Aquí es cuando se puede mejorar el bot antes de lanzar en vivo, y solo así nos aseguraremos sí el mensaje del bot va a ser eficaz y va a cumplir con los objetivos. En esta fase, hay que ser muy precisos.

6. Analizar, realizar un seguimiento e incorporar mejoras: según los problemas que se hayan tenido (si los hubo), se buscan soluciones para finalizar con el proceso de creación del bot. Siempre mejorando la experiencia del usuario.

Gracias al análisis, veremos que los ChatBots nos permiten recuperar información detallada de las conversaciones mantenidas con los clientes finales (los usuarios). Por tanto, entenderemos mejor las necesidades del usuario, y podremos orientar nuestras estrategias a lo que demandan.

La información a recabar es muy diversa, siempre de acuerdo a la política de privacidad, y permite indagar en aspectos como la preferencia de marca, la relevancia e interés de los usuarios por los diferentes productos, etc.

En definitiva, las empresas quieren trabajar cada vez más con bots ya que pueden relacionarse con el usuario de forma más fácil. No sería necesaria la descarga de una aplicación y su posterior registro. Es un proceso mucho más sencillo y rápido. Sin embargo, esto no significa el fin de las aplicaciones, es evidente que seguirán existiendo y los bots serán formas complementarias de ponerse en contacto con los usuarios.